Trabaja de Fundraiser en Consolidar: Trabaja para dar.

Nuestras Dinámicas…
enero 31, 2015
La política incorrecta
febrero 20, 2017

Trabaja de Fundraiser en Consolidar: Trabaja para dar.

La calle no es fácil. Los captadores de fondos  para Organizaciones no Lucrativas (Fundraisers) recibimos muchas negativas a diario. A veces ni siquiera un “No Gracias”, sino un variopinto abanico de acciones cuyo objetivo es el capeo del captador como si de un toro de lidia se tratase: Una palmadita en la espalda, un “ya los conozco” mientras se dan tres pasitos mas rapidito, una mala cara lanzada un poco de lado, quizás una simulación improvisada de atender una llamada o un cruzar de calle de surgimiento espontáneo.

Nos lo solemos tomar con bastante humor. Por que es más sano así. Por que creemos tan fuertemente en lo que hacemos que eso nos ayuda a tolerar la frustración pensando en los proyectos que se llevaran a cabo gracias al fruto de nuestro trabajo. Y sobre todo por que un buen Fundraiser entiende ciertas reacciones ya que se pone en lugar del transeúnte: Todos somos abordados todo el tiempo. Por TV, por Internet, por teléfono, en nuestra propia casa, en la calle, etc. Nos llueven a diario todo tipo de ofertas comerciales y no comerciales, y muchas veces nos sentimos desamparados con semejante tormenta de estímulos y reclamos. Por suerte,  pese a tanta saturación,  todas las personas guardamos un rinconcito de nuestra atención y de nuestro corazón para alguna buena causa social y por eso seguimos parándonos a escuchar y los fundraiser seguimos saliendo a la calle con alegría y esperanza de ser escuchados.

¡Pero cuidado! Si quienes hacemos este trabajo no lo hacemos bien, perdemos la oportunidad de llegar a la gente: Lamentablemente muchas organizaciones abordan al transeúnte de forma inapropiada presionando y chantajeando emocionalmente a los transeúntes para lograr su adhesión a alguna causa. Por ello es tan importante que hagamos de este trabajo un espacio de respeto y de escucha, que cada día demostremos, a todo el mundo, que cada vez somos más los fundraisers profesionales que respetamos al transeúnte y que hacemos este trabajo por convicción. Y esto debe ser algo que debemos vigilar estrictamente todos los que trabajamos en el sector.
Comprenderlo no nos hace inmunes a las negativas y no quita que los captadores de fondos también podamos sentir frustración (si, ¡También somos humanos!). Pero seguimos adelante, por que no todo es negativo, por que también están los que sí nos sonríen, los que sí nos escuchan, los que sí apoyan a la organización que representamos. Son cada vez mas personas y eso gratifica mucho.

Y seguimos adelante por que sobre todo están los beneficiarios de los proyectos que conseguimos financiar. Personas que quizás no tenemos el placer de conocer cara a cara,  pero con las que estamos profundamente conectados por una cuestión puramente empática, gracias a esa capacidad fantástica y admirable que tenemos los seres humanos de ponernos en lugar de otro y ayudar a aliviar el sufrimiento o de actuar inmediatamente cuando vemos una situación de injusticia hacia otro ser humano.

Por todo esto, ser fundraiser no es de los trabajos más fáciles: Requiere responsabilidad, profesionalismo,  esfuerzo, tolerancia a la frustración y muchas veces no esta justamente reconocido. Pero luego, cuando vez en lo que se traduce tus esfuerzos, en todos los proyectos que se hacen posible llegas a la conclusión que quizás sea de los trabajos más gratificantes del mundo.

Hazte fundraiser en  Consolidar  Trabaja para dar.

 

Compártelo en tus redesShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Deja un comentario